Advertisement Axion Promo Quantium

Más exigente y completo: el Euro NCAP evaluará también los asistentes de conducción

11 octubre 2020
El organismo de seguridad difundió una actualización en su protocolo de evaluación en el que se prueban de manera independiente los sistemas de asistencia a la conducción, como el control de velocidad crucero adaptativo o el frenado autónomo de emergencia. Otorgará una calificación máxima de cuatro estrella, teniendo en cuenta su disponibilidad, funcionamiento y alertas emitidas al conductor.
euroncap

El Euro NCAP es uno de los principales organismos de seguridad a nivel mundial. Por su nivel de exigencia y reconocimiento, sus pruebas choque son tomadas como referencia no sólo para el Viejo Continente sino para el resto de los mercados y a la vez, sientan un precedente para las filiales regionales, como Latin NCAP. Debido a la introducción –ya obligatoria en la Unión Europea- de asistentes de conducción en los vehículos, la entidad decidió evaluar también la efectividad de los mismos y proporcionar información más detallada a los usuarios de su funcionamiento.

Según un comunicado oficial emitido por Euro NCAP, evaluará estos sistemas de seguridad activa en dos fases, “Competencia de asistencia” y “Respaldo de seguridad”, cada una con su propio puntaje y luego se realizará un promedio que será calificado con estrellas como en los crash test habituales.

Apuntando especialmente a comprobar el funcionamiento y la efectividad del control de velocidad crucero adaptativo –que en muchos casos agrega la función de mantenimiento de carril y que el organismo lo denomina Highway Assist o Asistente de autopista- en la prueba “Competencia de asistencia” se recrearán condiciones de manejo reales. En primer lugar, se analizará la reducción automática de velocidad cuando el vehículo se aproxima a una curva, rotonda o cruce; en segundo lugar, la reducción de velocidad al aproximarse a otro vehículo, parado o circulando a una menor velocidad y en tercera instancia, la reducción automática de velocidad cuando otro auto obstruye la ruta, indicando o no al conductor la presencia del mismo en el carril.

Por otra parte, en “Respaldo de seguridad”, se tendrá en cuenta la frecuencia de alertas emitidos al conductor, si mantiene las manos sobre el aro del volante o no. Si el conductor tiende a distraerse por falta de esta advertencia, se le descontarán puntos en la calificación. Aquí también entra en juego otra función que será evaluada, el “Safety backup”, que toma en cuenta si el vehículo emite alguna alerta en caso de que estos sistemas fallen y si el frenado autónomo de emergencia funciona correctamente en caso de que el control de velocidad crucero adaptativo no esté operativo.

La incorporación de estas nuevas evaluaciones representa un avance considerable e importante, ya que cada vez más vehículos disponen de estos sistemas, más allá de que algunos de ellos ya estén reglamentados como obligatorios en el Viejo Continente. A modo de referencia, el Mercedes-Benz GLE, BMW Serie 3 y Audi Q8 ya recibieron las 4 estrellas sobre 4 disponibles, mientras que el Renault Clio y Peugeot 2008 sólo cuentan con una estrella ya que en las versiones de acceso sólo cuentan con mínimas asistencias de conducción.

Seguinos en Facebook:

publicado por Jonathan Romero Seguridad Vial el 11 de octubre de 2020

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Enterate Primero de los Ultimos Lanzamientos:

Suscribete a nuestro newsletter y siguenos en redes sociales