Aniversario: la planta de motores de Renault en Paraná (Brasil) cumple 20 años y se prepara para producir el nuevo 1.3 TCe

15 diciembre 2019
La filial brasileña de la marca del rombo celebró las dos décadas de historia de la planta ubicada dentro del Complejo Industrial Ayrton Senna, inaugurada el 2 de diciembre de 1999. Además del 2.0 F4R y los 1.0 y 1.6 SCe, el año que viene comenzará a fabricar el moderno propulsor naftero 1.3 turbo que utilizará la nueva generación de la Duster.
motores renault

El Complejo Ayrton Senna –ubicado en Sao José dos Pinhais (en el estado de Paraná, Brasil) es uno de los polos industriales más importantes para Renault a nivel mundial. Allí se produce gran parte de su gama de vehículos regional, pero también sus motores y múltiples componentes dado que en el mismo predio se instalaron numerosos proveedores. Precisamente, una de sus áreas principales es la fábrica de motores, que acaba de cumplir 20 años y ya se prepara para inaugurar una nueva era en su historia al incorporar el nuevo propulsor 1.3 TCe.

Desde su línea de producción salen tres diferentes familias de motores y osee un volumen de producción de hasta 600.000 mil propulsores por año. Gran parte de lo fabricado –un 40%- se destina a la exportación, entre los que Argentina figura como uno de sus principales mercados, ya que se abastece con los nuevos 1.6 SCe utilizados por el Sandero, Logan, Stepway y Kangoo producidos en la planta cordobesa de Santa Isabel. También son enviados a Colombia e inclusive a Turquía, habiendo superado holgadamente los 4 millones de motores producidos desde su inauguración en 1999.

sandero motores

En aquel año de su puesta en funcionamiento –el 2 de diciembre de 1999 para ser precisos-, comenzó a producir el motor K4M 1.6 de 16 válvulas que durante años impulsó al Mégane, Scenic y Clio. Un año después sumó a su línea de producción el naftero 1.0 de 16 válvulas pensado especialmente para el mercado brasileño y que fue utilizado en las versiones más accesibles del Clio.

Para 2002, la factoría sumó el propulsor 1.0 de 8 válvulas y el 1.2 de 16 válvulas para exportación y en 2006 alcanzó su primer millón de unidades fabricadas. A partir de allí, la producción aumentó considerablemente y en 2015 alcanzó las 3 millones de unidades. Otro hito importante ocurrió en 2016 cuando se inició la fabricación de los motores 1.0 y 1.6 SCe que emplean el Kwid, Logan, Sandero, Duster y Captur. Dos años más tarde, superó los 4 millones de motores fabricados.

Durante el año que viene, tal como señalamos al principio de la nota, dará la bienvenida a uno de los motores más modernos del Grupo Renault: el propulsor naftero 1.3 turbo (TCe), desarrollado en conjunto con Mercedes-Benz y que en Europa utilizan desde el Mégane hasta el Clase A y que en nuestra región equipará la nueva generación de la Duster que ya está siendo probada en Brasil y Argentina.

Seguinos en Facebook:

publicado por Jonathan Romero Renault el 15 de diciembre de 2019

2 Respuestas

  • Comentarios2
  1. Luis B. dice:

    Pinta muy bien ese motor cuya tecnología principal la aportó Nissan y fue desarrollado por las 3 firmas (Nissan, Renault y Daimler) … Es una standarización ya que reemplazará a no menos de 3 motores, en especial al 1.2 de Renault …
    Sigo insistiendo que deberíamos fabricarlos en Argentina, pero la inestabilidad, la falta de reglas constantes a través del tiempo sin importar el gobierno de turno solo hacen que las fábricas se muden de país … Seguimos retrocediendo, y cuantas van?.

  2. Carlos SJ dice:

    Bien por los motores y cajas que van apareciendo en AL.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Enterate Primero de los Ultimos Lanzamientos:

Suscribete a nuestro newsletter y siguenos en redes sociales