noticias camiones buses

La importancia del mantenimiento preventivo, según Henkel

9 mayo 2017
Henkel presentó un informe detallando los problemas más comunes que se dan en los equipos de la industria y su posible solución con sólo realizar las tareas de mantenimiento habituales.

La reconocida fabricante de selladores, adhesivos y tratamientos de superficie elaboró un informe con los cinco problemas más comunes que afectan a una industria y cómo pueden solucionarse con el simple trabajo de realizar un mantenimiento preventivo a los equipos.

  1. Aflojamiento del sujetador roscado

La vibración, el par motor, el choque, las fallas por fatiga, la contracción y la expansión termal son todas fuerzas externas que pueden ocasionar que los pernos se aflojen en una amplia gama de equipos. En muchos casos, esto se puede corregir o prevenir con los fijadores de roscas de tecnología anaeróbica. Unas pocas gotas aplicadas a los pernos pueden ayudar a mantener el par motor y la fuerza de apriete, y permiten al mismo tiempo un fácil desmontaje cuando sea necesario.

  1. Fugas en los accesorios roscados

Las fugas de líquido, a menudo causadas por vibración y cambios constantes de presión, pueden dar lugar a muchos problemas, que contemplan desde simples períodos de inactividad hasta posibles riesgos de seguridad, como también a tiempo dedicado a la limpieza de un derrame grande. Dependiendo del tipo de equipo, tales filtraciones pueden ocurrir en más de un lugar – en los tapones de drenaje, los engrasadores, diferentes accesorios– es decir, en cualquier lugar donde haya aire entre las roscas. Los selladores de roscas pueden reducir o eliminar las fugas, formando una barrera protectora que la humedad y el aceite no pueden penetrar. Esto no solamente mantiene en funcionamiento los equipos, sino que resulta en un menor consumo de combustible.

  1. Corrosión

El daño por corrosión no siempre se puede solucionar mediante la reparación; a menudo, significa costosos reemplazos de piezas o equipos. Una pintura protectora y resistente a los ataques químicos, ayuda a prevenir los daños por corrosión y a proteger el equipo de la exposición nociva a condiciones meteorológicas y temperaturas, así como de los ambientes químicos agresivos comunes a muchas industrias. El cuidado preventivo mejorará la fiabilidad y vida útil de los equipos.

  1. Desgaste por abrasión

Se puede producir desgaste cuando los equipos son expuestos a químicos o se les aplica presión intensa. El compuesto cerámico aplicable con brocha es uno de los muchos productos que pueden reparar el desgaste menor en superficies. En los casos de mayor desgaste de superficies, existen en el mercado, compuestos capaces de reconstruir áreas desgastadas y ampliar la vida útil del equipo.

  1. Problemas de alineación

La desalineación de los pernos, así como el aflojamiento de las roscas, suele ser el resultado de la vibración y el choque. La fuerza de apriete se pierde cuando los pernos se aflojan, lo que hace que se desconfigure la alineación. Los fijadores de roscas son la solución. En este caso, los fijadores de rosca de alta resistencia se aplican a los pernos de montaje para asegurarlos en su lugar, mantener la fuerza de apriete y evitar la desalineación.

Seguinos en Facebook:
Jonathan Romero

publicado por Jonathan Romero Accesorios y Repuestos el 9 de mayo de 2017

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Enterate Primero de los Ultimos Lanzamientos:

Suscribete a nuestro newsletter y siguenos en redes sociales