noticias camiones buses

Museo de la Aventura Peugeot: un repaso por la historia y las múltiples facetas la marca

1 diciembre 2018
museo peugeot
La filial local de la firma del león publicó una serie de imágenes y videos de su museo ubicado en la ciudad natal de la compañía, Sochaux. Allí se exhiben desde los primeros molinillos de café hasta sus autos de competición, bicicletas y motos fabricados a lo largo de su historia.

Peugeot es una de las marcas más icónicas y tradicionales de Francia, pero no todos saben que la marca comenzó fabricando molinillos de café, herramientas y máquinas de coser, antes de volcarse hacia la movilidad, con sus primeras bicicletas, motos y sus autos.

Actualmente con decenas de fábricas en todo el mundo, una de las más importantes e históricas es la centenaria planta de Sochaux, localidad en el que la firma del león cuenta con su “Musee De L’Aventure Peugeot” o Museo de La Aventura, un impresionante predio de 6.000m2 que cuenta con piezas únicas de la compañía, que abarca desde 1810 hasta la actualidad y es presidido por Pierre Peugeot, descendiente directo de los fundadores de la marca.

laventure peugeot

El museo está dividido en 7 áreas distintas que resumen los diversos productos que llevan el sello de la empresa y su rica historia.

Los primeros productos de Peugeot:

El recorrido inicial está dedicado justamente a los primeros productos creados por la, hasta ese momento, empresa familiar: desde artículos laminados o cuchillas radiales al primer ‘Grand-Bi’ (mítica bicicleta con una rueda enorme delante y otra pequeña detrás), pasando por herramientas varias, molinillos o máquinas de coser. También se pueden observar los registros oficiales de Peugeot y sus gráficos de ventas en el año 1848, cuando la compañía se llamaba ‘Peugeot Frères’.

Los pioneros:

En la segunda parte, la temática es de “los pioneros”, el periodo desde 1891 hasta 1904, en el que se encuentran los autos más antiguos del mundo, incluyendo el ‘vis-a-vis’ de 1891, que la marca considera el primer vehículo motorizado de la historia. Del periodo 1905-1918, se destaca el famoso ‘baby Peugeot’, del que se fabricaron 3.000 unidades coincidiendo con el inicio de la producción industrial. Por último, de los años entre 1919 y 1935 se puede contemplar el Quadrilette 161, representante de la fabricación en cadena de autos pequeños, una novedad por aquel entonces.

laundert

Los excesos de los ‘violentos años veinte’ se plasmaron en el Landaulet 184, un auténtico coche blindado. Mención especial para el 201, que inició la tradicional nomenclatura de tres dígitos que identifica a Peugeot.

La producción en masa:

La etapa de crecimiento y producción masiva coincidió con los primeros coupés y cabriolets de la marca, lanzados en 1940, y con modelos accesibles a todo el público a partir de 1950. Un ejemplo que refleja este cambio es la comparación entre la producción del 402 (75.000 unidades), frente a su sucesor, el 403 (más de 1,3 millones de unidades). El periodo comprendido entre el 1950 y el 1970 serían conocidos en Peugeot como los ‘Treinta Años de Gloria’. Esta es la época del 203, el único modelo de la marca hasta 1955; del 404, que se convirtió en el símbolo de Peugeot en África y Sudamérica; y con la fabricación, ya llegando a la década de los 80, de la generación 5 y el auge del coche privado y familiar.

museo peugeot

Los vehículos comerciales y temáticos:

Peugeot tiene gran tradición en utilitarios y el museo reúne numerosas unidades que van desde 1894 a 1990 destinados al transporte de mercancías o de personal, hasta vehículos de emergencias, bomberos, ambulancias y militares, entre los que se destaca el DMAH de 1948.

Motos y bicicletas:

El mundo de las dos ruedas no es nuevo para Peugeot, sino todo lo contrario. En este espacio se exhiben desde la ‘Grand-Bi’ de 1882 hasta la ST Scooter de 1987. También hay unidades de competición, como la moto poseedora del récord de 118 km/h en las 24 Horas de Montlhery de 1935 (la 515) o la bicicleta con la que Bernard Thevenet ganó el Tour de Francia en 1977.

Motorsport:

¿Quién no recuerda algún vehículo de competición de la firma del león, como el 504 del Dakar, el 405 T16 de Ari Vattanen o el más contemporáneo 206 WRC? El museo también cuenta con un espacio para recordar las incursiones de Peugeot en el automovilismo, con los campeones de las 24 Horas de Le Mans en 1992, 1993 y 2009, los famosísimos 905 y 908, y el doble campeón del mundo de Rallys en 1985 y 86, el Peugeot 205 Turbo 16.

El recorrido puede continuar, mediante cita previa, con una visita guiada a la planta de Sochaux.

La réserve Peugeot:

Adicionalmente, a unos pocos kilómetros del Musee De L’Aventure, en Centre Terre Blanche, Peugeot cuenta con uno de los archivos privados más grandes de Francia, donde se guarda toda la documentación, las fotos, los videos y hasta los autos de la historia de la marca. Por no ser estrictamente un museo, abre al público sólo un día al año.

Además de estos archivos hay un galpón repleto de estanterías hasta el techo que atesoran una colección muy particular: algunos de los autos más famosos de la compañía, como prototipos, vehículos de películas y publicidades, unidades de competición y una joyita nacional: un 504 taxi de la Ciudad de Buenos Aires.

Seguinos en Facebook:
Jonathan Romero

publicado por Jonathan Romero Peugeot el 1 de diciembre de 2018

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Enterate Primero de los Ultimos Lanzamientos:

Suscribete a nuestro newsletter y siguenos en redes sociales